Translate this page

5 de febrero de 2014

Salamanca sin evento cultural representativo

Muchas ciudades cuentan con un evento cultural representativo que hace que la gente lo conozca a nivel nacional o internacional y que se desplace para disfrutar del mismo, llenando la ciudad de público y críticos que ayudan a promocionar bien a través del boca a boca o bien a través de textos escritos las bondades del evento en cuestión.
Quizás el más conocido de forma internacional sea el Festival de Cine de San Sebastián que año tras año se ha hecho un hueco en la escena cinematográfica internacional contando con gran prestigio no solo en el estreno de películas sino también en el actores que visitan la ciudad por simple promoción de sus novedades o por la importancia de los premios que pueden recibir en ella.
A la estela de este festival de referencia existen otros, algunos de más reciente publicación como el Festival de cine de Málaga o la Seminci de Valladolid, que supone una fiesta para toda la ciudad o bien el Festival de cine de Medina del Campo, que pese a contar con solo 20.000 habitantes ha consolidado una programación estable a lo largo de los últimos años y contando con repercusión a nivel nacional gracias al evento.

Imagen de la última feria Art Salamanca

Pero Salamanca que tenía la oportunidad de hacerse un hueco en el panorama cultural gracias a algún evento de este tipo ha visto como gracias a la Concejalía de Cultura de la ciudad o bien gracias a la Consejería de Cultura de la región, se ha acabado con cualquiera de estas opciones que pudieran existir en la ciudad.
Vamos a poner algunos ejemplos, Salamanca contaba con una Feria de Arte Contemporáneo, de nombre Art Salamanca que se celebró en cinco ocasiones, la última de ellas en el año 2009. Esta feria convertía la ciudad de Salamanca en el centro nacional del arte contemporáneo durante el Puente de la Inmaculada, concitando la visita de críticos de arte, prensa nacional, coleccionistas, galeristas, directores de museo y amantes del arte en general. Pues nada en 2009 salió el concejal entre risas, dijo riéndose que la feria se convertía en bianual y desde entonces no se ha vuelto a celebrar. Nadie de la prensa ni de la oposición le ha preguntado al de la sonrisa porqué se acabó con este tipo de evento, a nadie le interesa está claro.
Algo similar podíamos explicar sobre el Festival Internacional de fotografía Explorafoto que fue de un año para otro aniquilado por el director de políticas culturales y exrector de la Universidad de Salamanca, que no tuvo el más mínimo interés en que continuara en su ciudad un Festival Internacional que había reunido en sus nueve ediciones algunos de los mejores fotografos mundiales que se dieron cita en la ciudad y desplazaron desde otros lugares de España cantidades ingentes de público para poder admirar en la ciudad del Tormes algunas de esas exposiciones.
Eso por no hablar del Festival Internacional de la Artes (FACYL), comparable en sus orígenes con el de Avignon, con el mismo tipo de repercusión nacional e internacional y reducido en la actualidad a la gestión de una empresa privada que trae varios músicos de gira por el país y que solo busca su propio beneficio como cualquier otras empresa. La entrega de la dirección de política cultural de la Junta de Castilla y León a una empresa de este tipo nos da mucho que pensar sobre el interés en un Festival de este tipo y en la consolidación del mismo como una referencia nacional.
Y así andamos, con la rana de la fachada como mejor atracción turística en la ciudad, pero tranquilos no pasa nada, la ciudad ha retrocedido 20 años gracias a esta gente, pero no pasa nada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario